Sitios turisticos
×

Basílica de la Virgen de los Desamparados

CompartirShare on Facebook0Share on Google+0Tweet about this on Twitter

La Basílica de la Virgen de los Desamparados es una abadía localizada en el centro histórico de la ciudad de Valencia, más precisamente en la llamada Plaza de la Virgen, y fue declarada basílica en el año 1948 por el Papa Pio XII. La iglesia cuenta con 3 accesos, dos de los cuales miran a la Plaza antes mencionada, donde se ubica la del Agua de la Acequia y el tercero al pasaje que la separa de la Catedral.

Los años han permitido insertar en esta basílica elementos correspondientes a diversos períodos como el renacentista tardío, pasando por el clasicismo y el barroco, cuyo máximo exponente es el fresco de Antonio Palomino del año 1701 en la bóveda; para finalizar con los estilos academicista, rococó y neoclásico, este último en 1824. Edificada en forma de trapecio, originariamente la basílica contaba con varios accesos, dos sobre la calle de la Leña y dos sobre la Plaza en razón de la cantidad de creyentes que se creía concurrirían al lugar.

Originariamente el aspecto externo e interno de la iglesia era mucho más simétrico y equilibrado que en la actual edificación, contando con columnas estructuradas a gran escala y varios ventanales en cada una de las fachadas. La bóveda exhibía obeliscos en forma de pirámide que coronaban las columnas.

Fue en los retablos donde comenzó a utilizarse el estilo barroco, además del Camarín de la Virgen y el fresco en la cúpula, obra de Antonio Palomino. Actualmente existen diversos proyectos tendientes a la restauración y recuperación de diversos sectores de la Basílica de la Virgen de los Desamparados, tratando de devolverle su esplendor y el equilibrio y simetría original.

Detalles del edificio

La construcción de la iglesia

La construcción de la iglesia se relaciona a las victorias del rey Felipe IV en Tortosa y rrabía, de donde surgió la idea de construir una abadía en homenaje a la Virgen de los Desamparados, la que luego de varias controversias decidió erigirse en inmediaciones a la Catedral.

Según se cree la imagen de la Virgen se remonta al año 1414. La construcción originaria fue realizada en estilo renacentista tardío y fue realizada entre los años 1652 y 1666 y estuvo orientado por el Maestro Mayor del Rey, Juan Gómez de Mora, destacando por la simetría y el equilibrio de sus formas.

La decoración

La decoración original es típicamente renacentista, con rosetones y almohadillos y una primera planta de forma ovalada, lo que se relaciona a los atributos curativos de la Virgen de los Desamparados, ya que ésta figura geométrica era una característica del simbolismo mariano.

El Camarín de la Virgen de los Desamparados

Por su parte, el Camarín de la Virgen fue construido entre los años 1683 y 1694 y es de un marcado estilo barroco, lo que implica construcciones oblicuas y planta en cruz griega.

Posteriormente, en 1710, se construyó una cúpula interior suspendida de la externa y se llevaron a cabo diversas obras de remodelación y restauración entre los siglos XVIII al XX.

El altar mayor

El Altar Mayor se encontraba cercado por 9 lámparas de plata y contaba con 4 pilares asentadas sobre un pedestal elevado y finamente ornamentado. Las capillas de los lados exhibían retablos de Cristo y de San José, con bajorrelieves, figuras de ángeles y otros detalles de estilo similar al renacentista tardío.

La cúpula

Fue Palomino quien tuvo a su cargo la cúpula de la Basílica de la Virgen de los Desamparados, incluyendo pilares y balcones que aún hoy pueden apreciarse en el interior, lo que le demandó aproximadamente un año de trabajo.

El Camarín fue remodelado en el mismo momento en que fue reemplazado el altar mayor, procediéndose al tratamiento de las paredes, las que fueron cercadas por un zócalo de mármol en tonos oscuros, y el suelo. La cúpula que cubría el Camarín estaba descansaba sobre pechinas, elemento que tiene forma triangular esférica con lados curvos cóncavo y convexa y que sirve para pasar de un basamento de forma cuadrangular a uno circular superior.

Vitrales

La Basílica cuenta con 7 vitrales ubicados en las 7 cavidades que sirven para iluminar la nave central y fueron realizadas alrededor de 1920 en el taller de Maumejan. No obstante ello, para que la luz natural no afectara la apreciación de las obras de Palomino, se les colocó una cara externa opaca y se decidió utilizar luz artificial para poder contemplar tanto los vitrales como los frescos.

Estas vidrieras representan la Letanía del Santo Rosario y honran a la Virgen como Estrella de la Mañana, Rosa Mística, Puerta del Cielo, Raíces de Jesús, Trono de Sabiduría y Torre de Marfil. El mayor de los vitrales representa a dos niños orando ante la cruz y reza “Ruega por nosotros”.

Horario de Misas

De lunes a viernes: 07:00, 08:30, 09:30, 10:30, 11:30, 13:00 (misa canta por la Escalania) 17:30, 18:30 y 20:30.
Sábados: 08:30, 09:30, 10:30, 11:30, 13:30, 17:30, 18:30, 19:30 y 20:30.
Domingos: Misas cantadas a las 08:30, 09:30, 10:30, 11:30, 12:30, 13:30, 17:30, 18:30, 19:30 y 20:30.
Santo Rosario: diariamente a las 16:45.

Agregar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*